PSA podrá lanzar versiones eléctricas, híbridas o de combustión

PSA podrá lanzar versiones eléctricas, híbridas o de combustión

28 septiembre, 2016

El consorcio automovilístico francés Grupo PSA, en el marco de la celebración del Salón Internacional del Automóvil de París, ha desvelado su estrategia de movilidad, a través de la que se aunará todos los servicios de movilidad bajo la nueva marca Free2Move, y que contempla que desde 2019 podrá incorporar una versión eléctrica, una híbrida o una de combustión, tanto diésel como de gasolina, en un mismo tipo de carrocería.

El consorcio automovilístico francés Grupo PSA, en el marco de la celebración del Salón Internacional del Automóvil de París, ha desvelado su estrategia de movilidad, a través de la que se aunará todos los servicios de movilidad bajo la nueva marca Free2Move, y que contempla que desde 2019 podrá incorporar una versión eléctrica, una híbrida o una de combustión, tanto diésel como de gasolina, en un mismo tipo de carrocería.

La compañía explicó que concentrará el desarrollo de sus modelos en dos plataformas globales, modulares y para diferentes sistemas de propulsión, lo que le permitirá crear la tercera generación de vehículos eléctricos y también nuevos modelos híbridos.

La primera de las plataformas, denominada Common Modular Platform (CMP), se destina a vehículos urbanos, berlinas de gran volumen de ventas y todocaminos compactos y facilitará el desarrollo de variantes eléctricas y térmicas. Entre 2019 y 2021 se introducirán cuatro coches eléctricos bajo esta plataforma, que contarán con una autonomía de 450 kilómetros y se podrán recargar al 80% en 30 minutos.

Por su parte, la plataforma EMP2 (Efficient Modular Platform) es para modelos compactos y premium y en ella se podrán desarrollar vehículos híbridos recargables con motor de gasolina o con propulsores de combustión. Entre 2019 y 2021 se lanzarán siete automóviles híbridos enchufables con una autonomía en eléctrico de 60 kilómetros.

Dentro de la estrategia de movilidad del Grupo PSA, la compañía también ha desarrollado un vehículo eléctrico de altas prestaciones, denominado DS E-Tense, que desarrolla una potencia máxima de 402 caballos y que tiene una autonomía de 310 kilómetros. Desde 2018, los vehículos de la empresa se adaptarán de forma automática a las condiciones de la carretera, gracias a tecnologías como el Control de Crucero Adaptativo Eco, el Asistente de Crucero CO2 o las aplicaciones Car Safety.

Camino hacia el coche autónomo

Por otro lado, como un paso hacia el coche autónomo, el Grupo PSA desarrollará servicios conectados que permitan mejorar la vida y ahorrar tiempo al usuario, al tiempo que instalará funciones de delegación de la conducción.

Desde 2018, los vehículos de la corporación contarán con el dispositivo Highway Integrated Assist, con el que el vehículo se mantendrá en el carril y adaptará su velocidad de forma automatizada. Más adelante, se introducirán tecnologías automatizadas bajo supervisión y posteriormente se logrará que el coche circulará de forma autónoma por vías rápidas.

Al mismo tiempo, Grupo PSA también profundizará en la incorporación de soluciones de movilidad compartida, con el fin de satisfacer las necesidades de desplazamiento y los nuevos usos por parte de los usuarios. Estos nuevos servicios estarán apoyados por Banque PSA Finance y serán propuestos por los socios del grupo y por las marcas Peugeot, Citroën y DS.

Así, los usuarios podrán recoger en cualquier momento un coche en un aparcamiento, en la calzada o en un concesionario con sólo contar con una tarjeta de crédito o un ‘smartphone’ y utilizando diferentes servicios de ‘car sharing’.

No te pierdas las novedades del Salón del Automóvil de París 2016

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

Te puede interesar...

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba