Palma de Mallorca recibe con los brazos abiertos a su campeón mundial

EL piloto completó toda una jornada de elogios tras la consecución de su título mundial

EL piloto completó toda una jornada de elogios tras la consecución de su título mundial

Palma, 30 oct (EFE).- La capital balear recibió hoy con los brazos abiertos a su flamante campeón del mundo de la categoría 250 c.c., Jorge Lorenzo, en una jornada que comenzó en el aeropuerto de Palma y terminó en la sede del Govern. Lorenzo, que iba acompañado por su “manager”, Dani Amatraín, su madre y varios miembros del equipo Aprilia Fortuna, fue recibido en el aeropuerto de Son Sant Joan por las autoridades deportivas locales, medio centenar de aficionados y varios cientos de “moteros”.


Tras ofrecer una rueda de prensa en las instalaciones aeroportuarias, en la que el piloto balear agradeció el recibimiento que tuvo en Palma y dedicó su triunfo “a todo el mundo” que le “quiere bien”, subió a un autocar turístico en el que recorrió las principales calles de la capital balear. Escoltado por agentes de la Policía Local y unos doscientos “moteros”, Lorenzo saludó a los ciudadanos de Palma, que le aclamaron al grito de “campeón, campeón”.


Las muestras de cariño hacia el piloto mallorquín fueron más intensas en la plaza España, donde el autocar en el que viajaba se detuvo durante unos quince minutos para saludar a los aficionados que allí le esperaban. A las 20.00 horas, el autocar descapotable que transportaba al campeón mundial llegó a la sede del Govern balear, donde le esperaban el presidente del Ejecutivo, Jaume Matas; la presidenta del Consell de Mallorca, Maria Antónia Munar, y la alcaldesa de Palma, Catalina Cirer. Lorenzo saludó a las alrededor de trescientas personas que se congregaban ante el Consolat de la Mar con los brazos en alto, se abrazó a su madre y gritó: “Campeones”, mientras el público le aclamaba coreando su nombre “Jorge, Jorge”.


Tras recibir sendas placas por parte de las autoridades de las islas, Jorge Lorenzo se dirigió al público desde el balcón del Consolat y, después de saludar a los aficionados con un bona nit, gritó: Por fin, ya lo tenemos, somos campeones del mundo“. Esta es “una noche especial”, porque ha ido precedida de “muchos años de sacrificio”, dijo Lorenzo, que rememoró que entrena “desde los 5 o 6 años” para divertirse y porque le gustan las motos y para “cumplir este sueño que por fin es una realidad”. Mientras pronunciaba su discurso, el deportista fue interrumpido en numerosas ocasiones por el público, que mostró su admiración por el joven campeón mundial con gritos de “Jorge, Jorge” y “campeones, campeones”.


Después de los discursos de su madre, de su “manager” y de su compañero de equipo, Alex Debón, cerró el homenaje el presidente del Govern, quien elogió al piloto mallorquín. Ante los gritos de los aficionados pidiéndole la construcción de un circuito de motos en la isla, Matas respondió: “Si sin un circuito ya tenemos un campeón, con esta instalación tendríamos que tener más de uno”. “Jorge, te queremos y la gente que está aquí te está ofreciendo todo el cariño y aprecio de los mallorquines”, destacó el jefe del Ejecutivo balear.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

* He leído la Política de privacidad

Tus datos serán incorporados en las bases de datos de Autocasión para gestionar los envíos de comunicaciones. Más información en la Política de privacidad

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba