Nuevo etiquetado europeo para combustibles

Nuevo etiquetado europeo para combustibles

Con el auge de los diferentes combustibles alternativos que están surgiendo, la Unión Europea ha planteado un nuevo tipo de etiquetado informativo para que los usuarios conozcan todas las características importantes sobre éstos.

El 12 de octubre de 2018 entrará en vigor una nueva norma de etiquetado para los combustibles. Hasta ahora era relativamente sencillo identificar el tipo de combustible que íbamos a repostar, básicamente eran gasolina o diésel y como mucho había “gasolina de 98” y “diésel caro y normal”. Poco a poco van surgiendo más combustibles alternativos: metanoles, hidrógeno, GLP, GNC

Aunque en España apenas conocemos más allá del Autogás o GLP, en otros países empiezan a abundar las gasolineras con una amplia variedad de combustibles y esto requiere de una regulación que está recogida en la Directiva 2014/94/UE.

Con el fin de ayudar a los consumidores y a los concesionarios de vehículos y a las estaciones de servicio a entender estas nuevas etiquetas, las asociaciones ANFAC (fabricantes de automóviles), ANESDOR (sector de las dos ruedas), AOP (operadores de productos petrolíferos) y UPI (operadores de productos petrolíferos sin capacidad de refino) han trabajado en estrecha colaboración para la traducción, redacción y publicación de unos folletos informativos, que serán presentados próximamente.

Estos documentos, en formato de preguntas y respuestas, explican el propósito de los identificadores y etiquetas de combustible, su diseño y en qué vehículos aparecerán.

Dónde estarán las nuevas etiquetas de combustibles

Seguro que al abrir la tapa del depósito de tu coche has visto que hay una pegatina con el tipo de combustible recomendado para él. Pues bien, ése es sólo uno de los lugares donde encontraremos las nuevas etiquetas de información del combustible, que estarán:

  • En la proximidad del tapón de llenado o de la tapa del depósito de los vehículos nuevos.
  • En los manuales de usuario de los nuevos vehículos, pudiendo aparecer también en los manuales electrónicos disponibles a través del centro multimedia del vehículo.
  • En los aparatos surtidores y en sus boquereles de todas las estaciones de servicio de acceso público.
  • En los concesionarios de vehículos.

Cuando los clientes lleguen a una estación de servicio y abran el tapón de llenado de combustible en su vehículo, un identificador de combustible común será visible tanto en el vehículo como en el aparato surtidor, brindando una guía sobre el combustible que es compatible con su vehículo.

Las asociaciones seguirán trabajando en la difusión de esta información y en la formación de los agentes implicados en este cambio y del público general.

Si quieres puedes descargarte aquí los folletos informativos sobre etiquetado de combustibles.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

* He leído la Política de privacidad

Tus datos serán incorporados en las bases de datos de Autocasión para gestionar los envíos de comunicaciones. Más información en la Política de privacidad

Te puede interesar...

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba