Noticia

Esta es la extraña manía que tenía Steve Jobs con los coches

2 fotos

Ampliar

30 de diciembre, 2020

Steve Jobs era un genio particular y sus excentricidades también afectaban al mundo de los coches: esta era su particular manía.

Steve Jobs, que falleció en octubre de 2011, es uno de los emprendedores y empresarios más populares de los últimos años. Creador del gigante tecnológico Apple, es conocido por sus brillantes ideas y sus peculiares manías.

Una de ellas es que era vegetariano  y se dice que en 1977 únicamente se alimentó de frutas, mientras que otros rumores afirman que era poco amigo de la higiene y que apenas se duchaba y no usaba desodorante.

Jobs, un excéntrico también con los coches

Mercedes Benz SL 55 AMG

2 fotos

Ampliar

Sus excentricidades también afectaban al mundo de los coches. A pesar de que mientras que  dirigía Apple su compañía no se involucró en la posible fabricación de un coche (algo que ha vuelto a rumorearse en los últimos días), a Jobs le gustaban los coches, bueno, uno en particular.

Se trataba de un Mercedes SL 55 AMG, un coche deportivo que no era demasiado ostentoso y que hubiera pasado bastante desapercibido en el parking de la compañía si no fuera por un detalle particular: no tenía matrícula.

Esto, que en un principio puede parecer ilegal, no lo era en el estado norteamericano de California, donde residía Jobs. Allí estaba permitido tener un coche sin matricular los primeros seis meses de posesión, por lo que el creador de Apple cambiaba de automóvil cada seis meses para evitar la posible sanción.

De hecho, según sostienen sus biógrafos, Jobs ni siquiera compraba los coches, sino que los alquilaba a una compañía y los devolvía al finalizar el plazo de medio año.

Hay diversas interpretaciones de esta conducta. Algunos sostienen que era para proteger su privacidad, mientras otros sostienen justamente lo contrario: Jobs quería ser reconocido por su coche.

Ante la avalancha de personas que intentaron imitar la práctica del empresario estadounidense, el estado de California decidió en 2019 cambiar la normativa y obligar a que todos los coches salieran matriculados del concesionario.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche