Noticia

PSA Peugeot-Citroën Madrid: reduce su producción hasta la llegada del nuevo modelo

Ampliar

23 de mayo, 2013

La planta del grupo automovilístico francés PSA Peugeot-Citroën en Madrid reducirá la producción del modelo Peugeot 207+, fabricado únicamente en estas instalaciones, pasando de 460 a 380 unidades diarias. Este descenso se aplicará hasta el lanzamiento del proyecto "E3", y afectará a trabajadores temporales.

Este descenso del ritmo de producción se aplicará hasta el lanzamiento del proyecto «E3», esto es, hasta la industrialización del nuevo modelo de la marca Citroën que se fabricará en la factoría madrileña. La medida afectará a trabajadores temporales.

El secretario general de MCA-UGT en la fábrica, Juan Manuel Gómez Rey, precisó que la situación ya estaba previstra cuando se firmó el ERE en diciembre de 2012, si bien recordó que entonces se garantizó que sólo se vería afectada una pequeña parte de los trabajadores temporales.

Además, estos empleados eventuales deberían regresar «en la mayoría de los casos» a principios de 2014 para el lanzamiento del nuevo modelo, y su vuelta coincidirá con la aplicación del acuerdo sobre empleo firmado en marzo de 2013, que contempla más de 350 contratos de relevo hasta 2018.

PSA Peugeot-Citroën cerrará el centro de Meudon-la-Foret (Francia)

PSA Peugeot-Citroën ha presentado un nuevo proyecto para trasladar las actividades de su centro de Meudon-la-Foret (Francia) a otras instalaciones del área de París. La corporación señaló que las actividades de Meudon-la-Foret se repartirán entre la factoría de Vélizy, situada a dos kilómetros de distancia de ésta, y en la planta de Poissy hasta finales del próximo ejercicio. Todos los empleados serán transferidos a estas factorías, sin que ello suponga una pérdida de empleo.

Esta decisión forma parte del plan de reorganización en el que se encuentra inmersa PSA, que contempla la supresión de alrededor de 8.000 empleos y de 1.500 puestos de trabajo adicionales en Francia en 2014.

Este programa prevé el cierre de la factoría de Aulnay, cerca de París, que cuenta con una plantilla formada por 3.000 empleados. La eliminación de este centro representará la salida de 1.500 empleados, ya que la intención de la firma es recolocar a otras 1.500 personas, principalmente en la factoría de Poissy.

Además, la empresa también reorganizará la fábrica de Rennes, con un recorte de 1.400 empleos y se reducirán otros 3.600 puestos de trabajo no industriales en distintas instalaciones del grupo en Francia.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche