Noticia

La factoría de Renault de Cleón fabrica sus propios motores eléctricos

12 fotos

Ampliar

22 de junio, 2015

La planta de Renault en Cleón, de donde salen varios de los motores de la familia Energy dCi, comienza la producción del motor eléctrico R 240 presentado en Ginebra y que moverá a los nuevos Renault Zoe en lugar del motor de la compañía Continental.

Tras una inversión de 300 millones de euros, la factoría de Renault de Cleón fabrica sus propios motores eléctricos– denominados R 240– presentados en el Salón de Ginebra y que impulsarán a los nuevos Renault Zoe en lugar del motor de la compañía Continental empleado hasta ahora.

Este nuevo motor amplía la autonomía del Zoe en 30 km, pasando a ofrecer un alcance de 240 km, de ahí su denominación.

El hecho de haber elegido la planta de Cleón para esta inversión millonaria y estratégica para la compañía francesa se ha fundamentado en dos aspectos:

  • Su capacidad productiva, gracias a la cual, casi el 50% de las nuevas máquinas necesarias para la nueva línea de producción del motor R 240 ya estaban presentes en Cleón.
  • Sus equipos de ingeniería y operativa, capaces de sacar el mayor provecho de las instalaciones ya presentes, de modo que el coste de adaptación de la factoría se ha mantenido en el mínimo.

Renault ha elaborado un plan de formación de más de 6.000 horas para los empleados que van a estar destinados a la fabricación de este nuevo grupo propulsor, así como a los proveedores necesarios para su producción.

La zona de ensamblaje del R 240 y su módulo de gestión está aislada de la electricidad estática y los operarios llevan calzado especial para evitar cualquier tipo de descarga que pueda dañar alguno de los elementos del sistema.

La fabricación de este motor eléctrico necesita de una enorme precisión para lograr la máxima compacidad del conjunto del estátor y del rotor, cuyo régimen máximo de giro es de 10.000 rpm. Al final de la línea de montaje se prueban todos los conjuntos motrices (motor eléctrico+desmultiplicadora+módulo de control) simulando su ubicación en el coche y sometiéndolo a carga para garantizar que no hay ningún fallo.

La capacidad de producción de motores R 240 en la planta de Cleón es de 50.000 unidades al año, pero puede llegar a duplicarse en cuanto la demanda de vehículos eléctricos aumente.

Ver información de los modelos

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche