Noticia

KPMG advierte: deben producirse en España coches híbridos y eléctricos

Ampliar

14 de septiembre, 2020

Desde KPMG se ha lanzado un mensaje claro a la industria: España debe fabricar coches híbridos o eléctricos para evitar la competencia de otros países.

La industria española del automóvil debe dar un paso importante y dejar de ser una «industria de la automoción» y convertirse en una «de la sostenibilidad» para seguir siendo competitiva, según se señala desde la consultora KPMG .

Begoña Cristeto, ex secretaria general de Industria y Pyme y actual socia responsable de Automoción, Industria y Química de KPMG, sostiene que el sector de la automoción en España debe realizar una serie de cambios para su futuro.

Adaptar la producción a lo que quieren los conductores europeos

Así, debe mejorar su competitividad y adaptarse al tipo de coches que se van a demandar en Europa, apostando por la fabricación de vehículos de un mayor valor añadido.

Según esta especialista, en la actualidad, las fábricas españolas se caracterizan por producir plataformas pequeñas y coches de «poco valor añadido», lo que, según afirma, puede hacer que sufra problemas por la competencia que, en este tipo de mercado, están ofreciendo países como República Checa o Marruecos.

Cristeto también ha advertido que las factorías en nuestro país producen en su gran mayoría, un 97 por ciento, coches con motores de combustión interna, algo que  podría no ir en línea con el tipo de vehículo que se va a demandar en Europa, como es el caso de híbridos o eléctricos.

La autonomía del coche eléctrico y el problema de la batería que no se tiene en cuenta

Y es que hay que recordar la importancia de la exportación en la industria del automóvil en España, ya que 8 de cada 10 de los vehículos que se producen en España se vende en el mercado exterior.

«Tenemos que empezar a traer inversiones y ser competitivos porque, de lo contrario, los productos que se van a demandar en Europa no se van a producir en las fábricas españolas«, ha alertado Cristeto,

Sin embargo, en opinión de la socia de KPMG, el reto «más importante» que tiene el sector es pasar de ser una industria de la automoción a una industria de la movilidad. «Del paso de la industria de la automoción al paso de la industria de la movilidad nos estamos jugando 100.000 millones de euros«, explica.

Los 5 coches con etiqueta Cero más baratos del mercado

Y es que,  en estos momentos, el sector de la automoción entendido como tal (fabricantes, industria de componentes y concesionarios) genera 210.000 millones de euros pero si éste es capaz de implementar las medidas que le abran las puertas de la industria de la movilidad podría pasar a generar 310.000 millones.

Esto supondría, un incremento tanto del peso del sector en el PIB, que en la actualidad se cifra en un 10 por ciento, como de puestos de trabajo.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche