Infiniti: 20 años

11 noviembre, 2009

La firma japonesa de lujo propiedad de Nissan cumple dos décadas de existencia.

“Desde su creación, la meta de Infiniti ha sido establecer un nuevo concepto de lujo en el automóvil, donde la experiencia personal de conducción y su recompensa gratificante son tan importantes como el propio coche”. Estas palabras, que resumen la visión que hay detrás del Infiniti Inspired Performance, podrían haber sido escritas el año pasado, el mes pasado, o incluso hoy en día. Sin embargo su origen, hace 20 años, marcó una referencia para una nueva marca de automóviles de lujo de alto rendimiento que comenzó su negocio el 8 de noviembre de 1989 con sólo 2 modelos y 51 centros que compartían el denominador común de tener salas de exposición bien diferentes.


Los concesionarios ofrecían un lujo entonces poco común en el comercio minorista de automóviles, con un área de recepción, espacios abiertos y énfasis singular en el servicio al cliente. Los propios vehículos eran también únicos, con un enfoque basado en la artesanía japonesa, lujo discreto y un rendimiento de conducción inigualable.


Muchas cosas han cambiado en las 2 décadas transcurridas. Las salas de exposición se han ampliado para dar cabida a una gama completa de vehículos de lujo de alto rendimiento, incluyendo un coupé, un descapotable, berlinas y todocaminos. Sin embargo, la inspiración original sigue siendo una experiencia total y única de propiedad. Incluso aquel grupo de concesionarios originales en los Estados Unidos se ha ampliado para extender el arte de Infiniti a 35 países de todo el mundo.


“Un sueño que comenzó hace 20 años en Estados Unidos es ahora el modelo para una marca de lujo mundial del automóvil,” dice Toru Saito, Corporate Vice President a cargo de la Unidad de Negocio Global de Infiniti. “En el principio, Infiniti fue innovadora en diseño, rendimiento, tecnología y atención a nuestros clientes a través de la Total Ownership Experience, tal y como es hoy”.

Mirando al futuro, la gama de productos en constante expansión estará acompañada por una segunda generación del sedán M en la primavera de 2010, seguido de un nuevo SUV QX en verano de 2010. Más allá, Infiniti ha anunciado recientemente su primer híbrido, basado sobre el M, y un futuro coche eléctrico.

Mientras que las ventas de Infiniti comenzaron oficialmente el 8 de noviembre de 1989 en EE.UU., los planes originales nacieron en 1985 con la formación de un equipo secreto de trabajo llamado Horizon Task Force, formado dentro de Nissan con miras a la creación de una nueva marca de lujo de coches de alto rendimiento.


Con las firmas de lujo europeas y americanas bien afianzadas en el mercado estadounidense, los costes de inversión y los riesgos de crear una nueva compañía podían ser muy elevados. Habida cuenta de la oportunidad de comenzar con una hoja en blanco, el Grupo de Trabajo Horizonte tuvo una visión amplia. Analizaron los vehículos de lujo, tanto desde el punto de vista del producto como del proceso completo de compra y propiedad.


El Grupo de Trabajo Horizonte escogió para un estudio más detallado un puñado de empresas líderes de servicios fuera del ámbito del automóvil, como Federal Express, hoteles Four Seasons y tiendas Nordstrom, entre otras. En última instancia, las conclusiones tuvieron una influencia directa en todo, desde el diseño de los Centros Infiniti, que tendrían la apariencia más próxima a un hotel de lujo que a un concesionario de coches, así como el proceso de identidad de la marca y detalles como el diseño de la papelería y los accesorios o piezas de repuesto y sus embalajes.


Esta nueva filosfía centrada en el cliente, que más tarde recibiría el nombre de Infiniti Total Ownership Experience, se aplicó también a las funciones del servicio postventa e incluyó la entonces desconocida comodidad del servicio gratuito de préstamo de coche de sustitución.


El nombre elegido en julio de 1987 para la nueva marca simboliza el deseo de mirar permanentemente hacia delante, de buscar nuevos horizontes. Con una ortografía fresca y una insignia de 2 líneas centrales que conducen a un punto infinito en el horizonte Infiniti, con cuatro i latinas, nació.

Desde la perspectiva de producto, arrancó en EE.UU. con 2 modelos: el Q45, una berlina de lujo y prestaciones sorprendentes, y el cupé de alto rendimiento M30. Con estos 2 modelos demostró su filosofía de producto basada en la originalidad, calidad y entusiasmo por conducir.


En los primeros años influyó sobre todo la experiencia total de propiedad. En su primera década de funcionamiento, Infiniti ya era líder en satisfacción del cliente, ganando numerosos premios, incluído el más alto rango en el estudio de satisfacción del cliente elaborado por JD Power and Associates Service Index (CSI); estudio que ganó en 3 ocasiones y situándose de manera constante en los 3 primeros puestos de los principales estudios de consultoras independientes.


A lo largo de los primeros años en EE.UU. y Canadá, la gama siguió creciendo a buen ritmo. Al Q45 se unió el G20 una berlina deportiva compacta, la berlina de lujo de estilo espectacular J30, la berlina de alto rendimiento I30 y el lujoso SUV QX4. Al final de su primera década, Infiniti vendía alrededor de 75.000 unidades al año.


En marzo de 2002, apareció el premiado G berlina, seguido por el G Coupé en noviembre de 2002 y el icónico SUV FX crossover en enero de 2003. Cada uno recibió comentarios excepcionales.


Infiniti es constantemente comparada con las marcas líderes europeas, destacando siempre por diseño y rendimiento. En esa década llegaron 2 modelos nuevos para América del Norte: el SUV QX en enero de 2004 y la berlina M en mayo de 2005. A finales de 2007, el EX se unió a la formación, seguido por las versiones de segunda generación de los G y FX; el G Cabrio debutó en verano de 2009. Una segunda generación M ha sido anunciada para la primavera de 2010, con el primer híbrido de Infiniti, el M 2011 Hybrid para un año más tarde.


Si bien los primeros años de Infiniti se concentraron en las actividades de América del Norte, Infiniti comenzó un período de expansión global en 1996, con ventas de partida en Oriente Medio, seguido por la entrada en Taiwán en 1997, Corea del Sur en 2005, Rusia y Ucrania en 2006 y China en 2007. Infiniti se expandió a Europa occidental a partir de finales de 2008. Hoy sus vehículos se venden en 35 países que cubren el 93% del mercado global de lujo.


“Mientras que el panorama del sector del automóvil ha cambiado con los años, nuestra tradición de ofrecer los más altos niveles de prestaciones, lujo y atención al cliente se ha mantenido constante”, dice Jim Wright, Vicepresidente de Infiniti Europa y Oriente Medio. “Con una lista de nuevos productos por delante y un renovado compromiso de servicio al cliente, estamos esperando los próximos 20 años“.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba