Noticia

Incautan un Rolls-Royce Phantom con piel de cocodrilo

2 fotos

Ampliar

28 de junio, 2021

Un Rolls-Royce Phantom ha sido incautado por las autoridades italianas al contar con un interior tapizado con piel de cocodrilo.

La Agencia Italiana del Monopolio Aduanero ha confiscado un Rolls-Royce Phantom proveniente de Rusia que estaba destinado a una empresa de Roma por estar equipado con un interior personalizado con cuero de cocodrilo en los asientos, apoyabrazos y paneles de las puertas.

Los motivos son obvios. El cocodrilo es una especie protegida y el comercio de artículos con piel de este animal está regulado por la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES). Esta normativa prohíbe el uso de piel de cocodrilo sin los «permisos necesarios», algo de lo que carece el Rolls-Royce en cuestión.

Quitar la piel de cocodrilo, la solución

Interior del Rolls-Royce incautado por las autoridades

2 fotos

Ampliar

La solución, según señalan las autoridades italianas, puede estar en la posibilidad de retirar la piel de cocodrilo, lo que probablemente puede poner fin al problema.

La Agencia Italiana del Monopolio Aduanero se ha mostrado preocupada por este tipo de delitos. «La incautación de bienes y mercancías obtenidas con especies protegidas o en peligro de extinción está aumentando», se señala desde la agencia, aunque no siempre es fácil de detectar, algo que no ha pasado con el caso de este Rolls-Royce, donde el uso de piel de cocodrilo era bastante evidente.

Puede que te interese: Rolls-Royce Phantom «Iridescent Opulence”, el arte entra en el automóvil

El tratado CITES, que entró en vigor en 1975, se redactó para proteger a los animales y flores en peligro de extinción y prohíbe el uso comercial de la piel y el pelo de dichos animales. Los productos fabricados con piel de cocodrilo o caimán requieren un certificado de autorización CITES para ser adquiridos y vendidos legalmente en 160 países.

Como el importador del Rolls-Royce Phantom no tenía ningún documento legal que mostrar, el caso fue remitido a los tribunales y ahora podría enfrentarse a una demanda. Según informan los medios de comunicación italianos, el propietario original del Phantom podría recuperar el vehículo, sin la tapicería ilegal, tras pagar una multa de 20.000 euros.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche