Noticia

El Gobierno retoma su cruzada contra el diésel

Ampliar

06 de octubre, 2020

El Ejecutivo de Pedro Sánchez da un pasito más en su deseo por acabar con los coches de gasóleo planeando una subida de impuestos.

Antes de llegar a Moncloa, el presidente del Gobierno dejó bien claro en su programa electoral que uno de sus principales enemigos en el objetivo de crear una movilidad más limpia y sostenible sería el diésel. La pandemia del coronavirus obligó a retrasar todos sus planes, pero ahora, a pesar de que Anfac y otros organismos especializados en la materia le hayan explicado que los modelos nuevos nada tienen que ver con los antiguos en materia de emisiones, Sánchez parece haber retomado su particular batalla. Como ni mucho menos puede prohibirlos, lo que lleva tiempo planeando es subir sus impuestos.

¿Cuánto nos va a costar la subida del diésel?

Según publica El Economista, la idea que ronda en la cabeza de quienes están encargados de negociar los Presupuestos Generales del Estado es la de incrementar el Impuesto Especial sobre Hidrocarburos, de modo que afecte al diésel equiparándolo con el que pagan los usuarios de vehículos de gasolina. De esta forma, el Estado se embolsaría nada menos que 2.400 millones de euros adicionales a costa de los que necesitan un coche verdaderamente eficiente para sus trayectos.

No hay duda de que el futuro es verde

Como decimos, no es algo novedoso. Es algo que el Ejecutivo socialista ya ha anunciado en reiteradas ocasiones desde que llegó al mando. Con ello buscan desincentivar el uso de los modelos de gasoil, así como la futura compra de coches diésel tanto en el mercado de vehículos nuevos como en el de usados. Lo cierto es que la Unión Europea también va en esa línea con normas cada vez más restrictivas. Sin ir más lejos, se espera que dentro de 20 años se vendan únicamente coches 100% eléctricos y que en 2040 todo el parque circulante europeo sea de cero emisiones. Sin embargo, teniendo en cuenta que España está bastante a la cola en lo que respecta a infraestructura de carga, etc., parece muy complicado que logren cumplir esos objetivos.

En cualquier caso, las matriculaciones de septiembre reflejan que tres de cada 10 clientes que compran un coche nuevo recurren a motorizaciones diésel porque son las que más se adecúan a sus necesidades.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

  • Duracero

    ¿Alguien se percata de que, a medida que aumenten los coches eléctricos, el estado «tragón» deberá trasladar esos mismos impuestos, que ahora ya más que duplican el precio real del.combustible, al precio de la corriente y que ésta consiste en un bien básico para una susistencia digna?

  • Txuchin

    Una vez más, el gobierno va por un lado y los gobernados por otro. Lo cierto es que al gobierno y los políticos en general, lo verde se la trae al pairo, solo quieren sacarnos el dinero para poder seguir moviéndose con sus Puma, sus Falcon y sus Audi….. de combustión.
    La que nos espera. Menos mal que solo los ricos consumen diesel.

  • Jaime

    A mi que alguien me explique, qué vehículo de 7 plazas hay que no cueste un pastizal, que tenga 7 plazas reales, y que tenga una autonomía digna para poder moverme con el coche. Tengo 4 hijos, y en los coches eléctricos que hay actualmente, no puedo mover a mi familia completa. Ya no es sólo que nos vayan a joder con la subida de impuestos, sino que además, nos limitan los accesos a ciertas zonas de ciertas ciudades por el tipo de coche que NECESITO para moverme. Al final, como bien dice el artículo, es «la particular cruzada de Pedro Sánchez», y le importa tres pepinos las necesidades reales de la población. Por mucho que digan, un coche moderno de gasolina sigue contaminando más que uno moderno diésel. Los coches de 7 plazas que hay, como Volvo XC90, o tipo Mercedes V, no bajan de los 70mil euros. Yo no me quiero gastar ese dinero en un coche eléctrico, primero porque no lo tengo, segundo porque la red de recarga que hay actualmente, no tengo bien claro que cubra las necesidades de todos los usuarios. Vivo en Extremadura. No sé si con un eléctrico de estas caracterísiticas sería capaz de cruzar mi comunidad de norte a sur sin quedarme tirado sin batería. No es nada lógico lo que están haciendo, la verdad.

  • maria

    La red eléctrica está obsoleta para el gran paso de la electrificación de los vehículos. Los parques de energías renovables son insuficientes para tanta demanda. Esta iniciativa tiene buena propaganda electoral, pero tiene un lado muy oscuro y contaminante que no nos cuentan.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche