Noticia

España, a la cabeza de Europa en número de ciclistas muertos en la carretera

Ampliar

05 de junio, 2012

En 2010 fallecieron 67 ciclistas en los más de 3.600 accidentes de carretera en los que se vio implicada alguna bicicleta, lo que convierte a España en el país de Europa con más víctimas mortales en este colectivo.

Así se desprende de un estudio del Instituto de Seguridad Vial de la Fundación Mapfre presentado hoy por su director, Julio Laria, y en el que ha participado también Miguel Indurain, protagonista de una campaña audiovisual de recomendaciones para los ciclistas.

Laria ha alertado de que por detrás de España (en número de ciclistas fallecidos) se sitúan Irlanda, Letonia y Bélgica, países «con peores condiciones climatológicas y menor tradición ciclista». «Es una clara llamada de atención a las autoridades y a la sociedad para que tomen medidas que mejoren la seguridad de este colectivo», ha afirmado. Asimismo, ha señalado que las 67 personas fallecidas sobre la bici en 2010 suponen un 20% más que los ciclistas que perdieron la vida en 2009.

Aunque ha dicho que este repunte «no es alarmante» porque desde 2001 se había logrado reducir las víctimas mortales en la bicicleta un 33%, Laria ha anunciado que en 2011 y con datos aún provisionales, el número de ciclistas fallecidos ha sido muy similar a 2010.

El director del Instituto de Seguridad Vial de Mapfre también ha resaltado que en 2010 resultaron heridos cerca de 3.500 ciclistas y que de cada persona fallecida sobre la bici, otros siete resultan heridos de gravedad y casi una veintena de forma leve.

Los meses de verano, especialmente julio, son los que acumulan el mayor número de víctimas, que en un 90% son hombres de entre 15 y 17 años o de entre 55 y 64 años.

Con el objetivo de reducir la siniestralidad en este colectivo, la fundación Mapfre también ha presentado hoy el proyecto europeo «Bike-Pal«, promovido por la Comisión Europea y que se desarrollará hasta 2015 en toda la UE con campañas de sensibilidad, conferencia y demostraciones prácticas.

«La bici va a ser un elemento de movilidad clave y vamos a tener que trabajar rápido para aprender a convivir en el uso de la bicicleta como elemento de transporte en las ciudades», ha afirmado Laria. También ha subrayado la necesidad de mejorar la visibilidad en cruces y pasos de cebra o la colocación de contenedores de residuos y del mobiliario urbano.

Por otra parte, ha advertido de que la proliferación en la colocación de carriles bici en las ciudades a menudo «no responden a criterios técnicos seguros».

Por su parte, Miguel Indurain ha destacado que «todavía no existe la concienciación suficiente» ni en conductores, ni en ciclistas para respetar las normas básicas de seguridad, ya que los primeros no están habituados a convivir con los segundos y éstos tampoco son conscientes de que «cualquier distracción» puede traerles problemas.

Comparte este artículo:

Artículos similares

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche