Entran en funcionamiento dos nuevos radares en Madrid

Entran en funcionamiento dos nuevos radares en Madrid

29 febrero, 2016

El Ayuntamiento de Madrid pone en funcionamiento dos nuevos radares de poste en la capital y, antes del verano, el primer cinemómetro de tramo instalado en la ciudad comenzará a multar a los conductores en el nudo norte de la Calle 30.

La sed recaudatoria de las instituciones es difícil de saciar. De hecho, pese a las sentencias de varios tribunales anulando las multas impuestas en base a las fotografías de las cámaras instaladas en los semáforos, el Ayuntamiento de Madrid anunció hace unos días la colocación de 15 nuevos semáforos con cámaras durante 2016. Seis de ellos entraron en funcionamiento el pasado 2 de febrero, el resto lo harán a lo largo del año.

Ahora, nos enteramos que dos nuevos cinemómetros comenzarán su labor recaudatoria en los próximos días. Instalados a finales de 2014, todavía no habían comenzado a actuar. Uno está situado en el Paseo de la Castellana, frente al hospital de La Paz, y el otro en el Paseo de Santa María de la Cabeza, a unos 300 metros del túnel que atraviesa la Plaza Elíptica.

Este último ha sido motivo de polémica, ya que desde su colocación se han originado problemas de tráfico debido a que los coches, a pesar de que todavía no estaba en funcionamiento, circulaban muy despacio para evitar una posible multa. Tras observar los atascos provocados por el radar, el Ayuntamiento se planteó una nueva ubicación, pero, finalmente, ha decidido dejarlo donde se colocó desde el principio, aunque aumentado el límite de velocidad en esa zona.

De esta forma, el radar, situado en el número 109 del Paseo de Santa María de la Cabeza, solo sancionará a los coches que excedan los 70 kilómetros por hora, es decir, el mismo límite que tienen los radares de los túneles de la M-30. Además, los técnicos han calibrado el cinemómetro para que el flash solo salte a partir de los 77 km/h y cumplir con los márgenes de error estipulados en la ley.

El otro de los radares que ha entrado en funcionamiento está colocado en el Paseo de la Castellana en dirección salida y multará a los conductores que superen los 50 km/h. Ambos radares son de un solo carril, es decir, multarán al vehículo que circule junto al cinemómetro, por lo que, en este caso, los conductores más perjudicados serán los que se dirijan a la M-607 (carretera de Colmenar) o a la M-30 en dirección a la Avenida de la Ilustración.

La cosa no acaba aquí, ya que, para mayor incremento de las arcas municipales, está prevista la instalación del primer radar de tramo en la capital. De esta forma, la velocidad máxima de la curva del nudo de Manoteras queda limitada a 60 km/h. El nuevo dispositivo medirá la velocidad media a la que se ha circulado en el tramo que comprende la salida 0A de la M-30, en sentido norte, dirección Colmenar Viejo, y la entrada a la Avenida de la Ilustración.

La entrada en funcionamiento del nuevo radar de tramo en Madrid está prevista para antes del verano, aunque el consistorio no ha especificado fecha exacta. Lo que sí ha comunicado es  el número de multas tramitadas en 2015, que ascendió a 2,3 millones, según datos del área de Medio Ambiente y Movilidad.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

Te puede interesar...

Comenta este artículo

Igar73 29 febrero, 2016

Claro.
Como 2.3 millones de recaudación suenan a pocos, seguimos instalando “Sacacuartosdedondeseaquefaltapastaenlacajapq tenemosunagujerodelcopon” y los ubicamos estratégicamente para ayudar a concienciar al ciudadano de que necesitamos más pasta.

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba