Noticia

Rusia no perdonará a los conductores borrachos

Ampliar

13 de marzo, 2013

Por todos es sabido que Rusia es uno de los países en los que mayor ingesta de alcohol se produce. Ahora, su Parlamento ha aprobado una ley para endurecer las penas contra los conductores que den positivo por beber.

El Parlamento ruso ha aprobado una ley para endurecer las penas contra los conductores que den positivo por ingesta de alcohol. Se trata de una ley que llega después de la polémica surgida en septiembre del pasado año cuando un conductor bebido atravesó una parada de autobús y mató a siete personas, entre ellos cinco menores de un colegio para discapacitados.

Cada año en Rusia, alrededor de 2.000 personas mueren y otras 18.000 resultan heridas en accidentes en los que está implicado un conductor borracho, según la parlamentaria Irina Yarovaya, encargada de defender la ley en la Duma.

Con la nueva ley, los conductores que den positivo en un control de alcoholemia pueden ser multados con hasta 30.000 rublos (unos 750 euros). Las normas actuales no fijan ninguna cantidad que se pueda imponer en caso de que se detecte que un conductor ha bebido. En caso de que el conductor dé positivo y se vea envuelto en un accidente con una víctima mortal, puede recibir una pena de uno a siete años. En caso de que haya más fallecidos, la pena puede oscilar entre los cuatro y los nueve años. La ley en vigor no establece un mínimo.

Los parlamentarios han propuesto que en las próximas modificaciones antes de su entrada en vigor, se establezca un mínimo de tasa de alcohol en sangre. El diputado de Rusia Unida Viacheslav Lisakov ha propuesto que sea de 0,2 mg en sangre, una de las más bajas de Europa.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche