Noticia

El nuevo eslogan con el que Mazda vuelve a sus orígenes

3 fotos

Ampliar

26 de enero, 2017

Mazda deja atrás su "Zoom-Zoom" y estrena un nuevo eslogan inspirado en la filosofía nipona del "Jinba Ittai", la fusión total entre jinete y caballo, entre piloto y máquina; este concepto deriva en "Drive Together" (conducir juntos), el nuevo lema de la compañía.

Con el nacimiento del nuevo Mazda MX-5 RF (Retractable Fastback) -o, simplemente, modelo targa- algo cambia en la marca japonesa. Los de Hiroshima añaden una variante más al modelo Soft Top -el tradicional descapotable de lona-. Pero lo hacen inspirándose en una filosofía nipona que implica una plena conexión entre el conductor y el coche: el Jinba Ittai, que viene del Yabusame o tiro con arco japonés que se realiza montado a caballo. De este concepto deriva lo que será a partir de ahora el nuevo eslogan en la comunicación de la marca fundada por Jujiro Matsuda: Drive Together (conducir juntos), la expresión creativa del Jinba Ittai.

Mazda alega méritos para despedir su Zoom-Zoom con este nuevo lema. El compuesto semirrígido del MX-5 RF se crea con la finalidad de proporcionar dicha sensación de armonía durante la conducción. Esto, trasladado a lo que nos atañe, sería algo así como que el techo realiza la función de un mejor cobijo y unificación entre ambas partes. Al Jinba Ittai hay que sumar otra causa que ha derivado en la construcción del MX-5 RF, y es que Mazda ha aclarado que en la anterior generación se produjeron más ventas en su versión descapotable de techo rígido que en la de la capota de lona. La solución es de la que hoy hablamos.

‘Jinba Ittai’, la unión perfecta

"Drive together", la unión total entre el hombre y la máquina.

 

No obstante, la interacción entre el jinete y su montura, como se aclara sobre el origen de este nuevo biplaza, está articulada al diseño y la distribución de todos los elementos interiores. El habitáculo está cimentado en torno al piloto, para un mejor acople y acceso a todos los mandos. El tacto y la respuesta de la dirección es aún más directa; las velocidades, más cortas y precisas. Además, el nuevo modelo cuenta con un mayor equilibrio entre velocidad y potencia, esencia del Jinba Ittai.

Para llegar a desear una “conducción ligada o unida”, Mazda ha derivado en este mismo punto las dos ramas que unifican el criterio del Drive Together: por un lado, el espíritu de superación constante o Challenger spirit que les ha llevado a trabajar para una tenaz mejora -evocando su victoria de Le Mans en 1991 con el 787B-; por otro, el concepto de pensar en el conductor antes de iniciar cualquier producción. A esto lo llaman For the love of Driving y su único objetivo, según la compañía, es construir para el máximo disfrute del piloto.

En Mazda quieren que el roadster más vendido del mundo desde su confección -en 1989- sea un perfecto ejemplo entre la unión de ambos engranajes: el ser y la máquina, el director y la orquesta. Y a raíz de él, todos los demás modelos. Por eso, la comunicación de la marca también debía cambiar, como lo ha hecho, poniendo en principal referencia a sus clientes esta ideológica noción.

Vídeo del nuevo concepto de comunicación de Mazda

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche