Noticia

El coche volador está cada vez más cerca… pero no será barato

Ampliar

21 de julio, 2021

La empresa británica Pentagon Motor Group podría tener listo el primer coche volador fabricado en masa pero su precio no es para nada accesible.

Seguro que a ti también te ha pasado alguna vez, quizá por la sugestión de las películas de ciencia ficción, pero seguro que cuando piensas en la movilidad del futuro en tu cabeza aparecen los coches voladores. Pues bien, parece que la realidad volverá a superar (o al menos a igualar) a la ficción ya que parece que el coche volador está más cerca de ser una realidad.

Te puede interesar: AirCar, así es el coche volador que realmente vuela

La empresa Pentagon Motor Group parece que podría ser la primera en proponer la comercialización masiva de los mismos. Pero ojo, porque el precio estimado no será nada barato. De hecho, teniendo en consideración los diferentes costes derivados de la construcción de las alas, los motores a reacción y los gigantescos tanques de combustibles… la cuenta saldría más o menos lo mismo que por un Ferrari SF90 Stradale.

Del carnet a la licencia de piloto

Aston Martin también propuso un modelo de vehículo volador. 

Aston Martin también propuso un modelo de vehículo volador. 

Ampliar

¿Cuánto es eso? Pues el primer phev del Cavallino Rampante, con sus impresionantes 1.000 CV de potencia, cuesta en torno a los 475.000 CV. Pero ojo, porque el coche volador de Pentagon sería incluso más caro, en torno al medio millón de euros. Y por si eso no fuera suficiente, los gastos no se detendrían ahí ya que hay que sumar la licencia de vuelo, el estacionamiento, el repostaje… un cálculo aproximado de unos 60.000 euros anuales.

Según el jefe de marketing de la empresa británica, Shakeel Hussian, en declaraciones a Fox Business la tarifa de este tipo de vehículos no sería accesible para la mayoría de los mortales pues se identificaría más con un objeto de lujo, apto para aquellos usuarios con una abultada cuenta corriente. El propio Hussian es optimista en que estos costes, al igual que ocurre con otras tecnologías y desarrollos, se reduzcan a medida que pasen los años en algo parecido a lo que les ha sucedido a los vehículos eléctricos.

Con todas las cartas puestas sobre la mesa, la cuenta es clara: durante el primer año de posesión de un coche volador, el coste total se iría por encima de los 600.000 euros. Una cifra quizá demasiado elevada para tener aparcado o atracado en el garaje un coche volador, ¿no creéis?

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche