Noticia

EE.UU. impondrá tecnologías para evitar los conductores borrachos

Ampliar

23 de noviembre, 2021

EE.UU. ha dado un paso firme para hacer obligatoria una tecnología que evite que se conduzcan los coches si se está borracho.

Eso de que “si bebes no conduzcas” como lema está muy bien, pero muchas veces no se cumple en la realidad. En Estados Unidos quieren poner coto a esto y ponerse a la altura de la mayoría de los países de la Unión Europa (donde será obligatorio a partir de finales de 2022) con la introducción en los coches nuevos de una tecnología para impedir que los borrachos conduzcan.

El Congreso estadounidense ha aprobado un enorme proyecto de ley de infraestructuras, en la que se incluye un mandato para que se incluya la tecnología contra la conducción en estado de ebriedad en los coches nuevos.

Test de alcoholemia

Test de alcoholemia

Ampliar

A falta de que la ley sea firmada y ratificada por el presidente Joe Biden, el Departamento de Transporte tendrá que determinar cuál es la mejor solución para frenar la conducción bajo los efectos del alcohol. En concreto, el proyecto de ley exige algo que «controle de forma pasiva la actuación de un conductor de un vehículo de motor para identificar con precisión si ese conductor puede estar afectado».

“Ahora que disponemos de sensores más inteligentes y mucha tecnología de cámaras para vigilar el comportamiento de los conductores, tiene sentido explorar soluciones que puedan ayudar a prevenir ese tipo de accidentes. Dentro de una década, debería ser tan habitual como los cinturones de seguridad”, explica el experto en movilidad Sam Abuelsamid.

 Estos son todos los nuevos sistemas de seguridad que tendrá tu coche en 2022

Cada año mueren en Estados Unidos unas 10.000 personas por accidentes de tráfico bajo los efectos del alcohol, según datos de la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras​ (NHTSA).

Un estudio reciente del Instituto de Seguros para la Seguridad en las Carreteras concluyó que la tecnología podría reducir las muertes en 9.400 personas al año si se implantara ampliamente. Esta reducción tardaría años en materializarse, pero según el calendario establecido por los legisladores, la tecnología podría ser obligatoria en los vehículos nuevos a partir de 2026.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad.

Guarda mi nombre y correo electrónico en este navegador para la próxima vez que comente.

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche