Noticia

DP Motorsport ha creado este espectacular 911 S/T restomod

14 fotos

Ampliar

07 de abril, 2020

Tomando como base un 911 Carrera 3.2 Coupé de 1985 , los chicos de DP Motorsport lo han modificado hasta crear este impresionante 911 S/T bautizado como Silver Surfer.

Hace unos días te traíamos un interesantísimo reportaje explicándote qué es un coche restomod. Un término que surge de unir los conceptos restaurado y modernizado. Un claro ejemplo es la Volkswagen T1 electrificada o el Porsche 911 S/T que protagoniza estas líneas y que ha sido tocado por la varita del preparador alemán DP Motorsport.

Te puede interesar: Qué es un coche clásico

La empresa germana no es novata en lo que a restauraciones y modificaciones de Porsche se refiere tal y como demuestra este 911 S/T. Un modelo que toma como base un Porsche 911 Carrera 3.2 Coupé de abril 1985 y que tras los pertinentes cambios replica a la perfección la silueta de un 911 S/T. Para lograrlo se han montado paragolpes personalizados, aletas delanteras, capó o carcasas de los retrovisores cromadas. A ello se une la llamativa pintura GT Silver Metallic que era exclusiva de los Carrera GT y que es la que le ha permitido obtener el apodo de Silver Surfer. El toque distintivo se lo otorgan tanto los vinilos en negro colocados en puntos estratégicos de la carrocería, como las llantas Fuchs de 15 pulgadas montadas sobre neumáticos Michelin en medida 225/50 R15 delante y 275/45 R15 detrás.

Porsche 911 S/T: peso pluma

El habitáculo presenta molduras en fibra de carbono y una jaula de seguridad trasera.

14 fotos

Ampliar

Del habitáculo de este Porsche 911 S/T llaman la atención los asientos de competición con un tapizado que combina cuero y tela equipados con arneses de cuatro puntos, la barra antivuelco trasera, volante Momo de 350 mm de diámetro, cristales traseros de policarbonato o molduras fabricadas en fibra de carbono y colocadas tanto en el salpicadero como en las puertas ayudando así a reducir considerablemente el peso.

Porque este 911 S/T elaborado por DP Motorsport cifra un tonelaje de solo 940 kilos, ayudando sobremanera a que su motor 3.6 bóxer de seis cilindros perteneciente a la generación del 964, le catapulte en cualquier circunstancia. Ni que decir tiene que los chicos de DP Motorsport también ha metido mano en este bloque, consiguiendo extraer una potencia de 290 CV y un par máximo de 324 Nm. Cuenta con una dirección eléctrica variable y para que su sonoridad quede en primer plano han desarrollado un sistema de escape personalizado. Por su parte, el KW Clubsport ha creado unas suspensiones totalmente regulables que extrapolarán a su afortunado conductor a esas carreras de principios de los años 70.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche