Crece la cifra de muertos

2 noviembre, 2007

Lejos de romperse el incremento de los muertos en carretera durante agosto y septiembre, el mes de octubre vuelve a confirmar la tendencia al alza de la siniestralidad vial.

Lejos de romperse el incremento de los muertos en carretera durante agosto y septiembre, el mes de octubre vuelve a confirmar la tendencia al alza de la siniestralidad vial.

Hasta el comienzo del puente de Todos los Santos, 239 personas habían fallecido en accidente de circulación, seis más que en el mismo periodo del año pasado. También aumentan la cifra de heridos graves y leves, así como el número de colisiones mortales. Este balance vuelve a poner en entredicho la eficacia del carné por puntos, aunque los responsables de Tráfico confían en la inmediata entrada en vigor de la reforma del Código Penal – que endurece las sanciones por exceso de velocidad y alcohol- para mejorar estos números.


Por tercer mes consecutivo han crecido los fallecidos en la carretera (31 más), a pesar de los mensajes del Gobierno, las campañas de la Dirección General de Tráfico ( DGT ) y los informes sobre seguridad vial. Las causas, muchas y variadas, hay que buscarlas en la mayor mortalidad de los menores de 29 años, los siniestros de motociclistas o los elevados accidentes en fin de semana. En la mayoría de los casos han sido provocados por el exceso de velocidad y las distracciones.


Precisamente, los dos últimos fallecimientos tuvieron lugar este miércoles por la mañana. Una mujer de 74 años murió atropellada en pleno casco urbano de Tielmes (Madrid) tras cruzar de forma indebida una calle. Mientras que el segundo es un hombre de 56 que perdió la vida tras sufrir una aparatosa colisión con otro vehículo, a las 6:00 horas de la mañana, en la N-332 en Oliva (Valencia), en la que un segundo varón de 48 años resultó herido grave por múltiples contusiones.


Más heridos
Además del incremento de muertos en la carretera en octubre, los heridos también se elevaron. Hasta el 30 de octubre, 105 personas habían resultado lesionadas de gravedad mientras que otras 126 quedaron heridas leves. Los días de mayor siniestralidad tuvieron lugar el jueves 25 de octubre con 14 fallecidos y el miércoles 3 con otros 13. Sin embargo, fue el pasado sábado cuando las vías registraron una elevada accidentalidad, al perder la vida 11 personas, otras 18 acabaron heridas graves y cuatro de carácter leve.


Ante este sangriento balance, la DGT insiste en que las cifras hay que compararlas con un mayor margen de tiempo, ya que en lo que va de 2007 los fallecidos se han reducido un 7,3% (185 muertos menos) con respecto al mismo periodo del año pasado. También han caído en términos globales los heridos graves (un 17%), los leves (un 20%) y los accidentes mortales (un 6,6%).


De todos modos, el objetivo consabido tanto del Ejecutivo Central como de la DGT es concluir el año por debajo de los 3.000 fallecidos, una balance sin precedentes desde que se computan las víctimas del tráfico. Hasta la fecha, han perdido la vida 2.351 personas en la carretera, aunque noviembre y diciembre suelen ser meses conflictivos por las festividades y el consiguiente aumento de los desplazamientos de largo y corto recorrido.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba