Noticia

Los conductores apoyan el límite de 130 km/h, pero no la subida de las multas por alcohol

2 fotos

Ampliar

07 de octubre, 2013

Con la nueva Ley de Tráfico cerca de implantarse, los conductores se muestran a favor de la decisión del Gobierno de subir el límite de velocidad a 130 km/h, pero consideran desproporcionado el incremento de la multa por alcohol de 500 a 1.000 euros.

Los conductores apoyan la decisión de subir el límite máximo de velocidad a 130 km/h en determinadas condiciones y tramos de autopistas y autovías, pero no ven con buenos ojos que en un momento de crisis se aumente la sanción por consumo de alcohol al volante de 500 a 1.000 euros.

Poco después de que el Consejo de Ministros enviara a las Cortes el proyecto de reforma de la Ley de Tráfico y Seguridad Vial que permitirá la puesta en marcha de esas medidas, las reacciones de las asociaciones no se han hecho esperar.

Entre ellas, la del RACE, que, en un comunicado, aplaude el aumento de la velocidad, reivindicado por esta entidad hace años, y exige su inmediata puesta en marcha. Sin embargo, no comparte que las multas por superar las tasas de alcoholemia suban hasta los mil euros y aunque el RACE apuesta por la “tolerancia cero” en esta materia y en drogas, en la actual situación económica ve ese aumento “desproporcionado”.

Desde la asociación de víctimas de siniestros de tráfico DIA se han valorado las medidas que contempla la reforma de la ley porque “contribuyen a la seguridad vial y a la prevención de los accidentes”. Así, DIA confía en que las medidas se apliquen con rigor y que el pequeño aumento de velocidad venga acompañado de una mayor vigilancia y únicamente se aplique en aquellos casos de “seguridad manifiesta”.

Por su parte, el Movimiento 140 también apoya la subida y pide que se expliquen los criterios para su aplicación, que éstos sean puramente técnicos y que haya un debate social “sin condicionamientos ni cortapisas”. Además, considera necesario que se apliquen los mismos criterios para bajar los límites en carreteras convencionales, ya que muchos tramos de las vías secundarias que jamás ha registrado accidentes y merecerían la misma consideración que los de autopistas y autovías en los que se decida el aumento.

Mientras, la asociación Dvuelta ha avisado ya que pedirá la devolución de miles de multas por el aumento del límite. De este modo presentará un recurso general ante la Dirección General de Tráfico (DGT) en el que instará a la Administración a que revise de oficio todos los expedientes sancionadores por exceso de velocidad en los que se hayan denunciado infracciones por sobrepasar el límite de 120 en aquellos tramos en los que aumente a 130.

Hoy también se han hecho públicos dos estudios realizados por sendas entidades en los que se pone de manifiesto que el 57 por ciento de los conductores en un caso y el 94 por ciento en el otro respalda el incremento a 130 kilómetros por hora.

Cataluña no descarta implantar el límite de 130 km/h en un año

La Conselleria de Interior de la Generalitat no descarta que en un plazo aproximando de un año se pueda aumentar a 130 km/h en determinadas vías catalanas y tramos si las condiciones de seguridad así lo permiten.

Matizan así las declaraciones del director del Servei Català de Trànsit (SCT), Joan Josep Isern, que aseguró que “mientras haya peligrosidad sería poco prudente” aumentar el límite, y que conviene esperar que mejoren las condiciones de los vehículos, envejecidos por la crisis, de los que un gran número que no ha pasado la ITV:

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche