Noticia

Así funciona el coche eléctrico chino con caja de cambios de “pega” para sacarse el carnet

2 fotos

Ampliar

05 de julio, 2020

Chery ha lanzado un coche eléctrico que tiene una caja de cambios falsa para ayudar a los alumnos de la autoescuela a sacarse al carnet de conducir.

Seguro que cuando te sacaste el carné en la autoescuela y temías que el coche se te calara, alguna vez pensaste que qué cómodos eran los coches automáticos y que bien te vendría uno en esos momentos. Ahora, con la proliferación de coches automáticos y eléctricos (que no cuentan con caja de cambios manual), el cuento es de otra manera.

Imita a un coche de combustión, pero no lo es

Pongamos el caso de China como ejemplo. Allí, la mayoría de los jóvenes quieren sacarse el carnet para comprarse un coche eléctrico, pero el permiso han de sacárselo con un automóvil con caja de cambios convencional (la de marchas de toda la vida), por lo que las autoescuelas se ven en la obligación de seguir comprando un automóvil de combustión simplemente para cumplir con la normativa.

Aquí, Chery ha visto una oportunidad de negocio y han lanzado una versión especial de su modelo New Energy eQ2 especialmente pensado para estos centros educativos. ¿Su peculiaridad? Es un coche eléctrico con marchas, con cinco marchas falsas.

New Energy eQ2 especialmente pensado para autoescuelas

2 fotos

Ampliar

Tiene una palanca de cambios y tres pedales (acelerador, freno y embrague) y, como si de un videojuego se tratara, oiremos el ruido (falso) de un motor de combustión a través de unos altavoces. Al mismo tiempo, deberemos vigilar el cuentarrevoluciones para cambiar de marcha de forma adecuada usando la palanca y el pedal del embrague… y si no lo hacemos correctamente y soltamos el embrague antes de que se engrane la marcha, se nos calará.

Puede que te interese: Cursos de conducción, ¿merecen la pena?

Bueno, realmente no se nos calará, ya que todo es una especie de simulación: tanto palanca de cambios como embrague o cuentarrevoluciones no están conectados a la transmisión del vehículo, por lo que realmente no estamos variando el comportamiento del coche mientras que los usamos, excepto ayudándonos a sacarnos el carnet.

Esta idea no parece tan peregrina como parece y su puesta en consideración no estaría mal, sobre todo para aquél que quiera sacarse el permiso para un coche con marchas (ya hay uno específico para automáticos).

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche