Noticia

AEA lleva al supremo los plazos para pasar las ITV por el Coronavirus

Ampliar

24 de julio, 2020

El parón en las ITV provocado por el Coronavirus ha generado un considerable caos al que se suman algunas decisiones no muy acertadas e incongruentes que en algunos casos pueden hacer que a un vehículo le caduque la ITV en el mismo momento de haberla superado.

Mientras estuvimos confinados y las ITV no pudieron atender a los vehículos a los que les vencía la vigencia de su ITV el tiempo siguió corriendo. Para poder atender a la acumulación de vehículos que se generó, se establecieron unas prórrogas de hasta 6 meses para aquellos vehículos a los que les caducó la ITV durante el confinamiento, hasta aquí todo bien. Sin embargo, hay un error en dicha prórroga que es por el que el Tribunal Supremo ha admitido la queja de AEA sobre las prórrogas en las ITV.

El motivo es que se permite a aquellos a los que les haya caducado la ITV pasarla en un plazo de hasta 6 meses desde la fecha en la que le caducó (siempre que ésta estuviese dentro del período de confinamiento), pero para la siguiente ITV se toma como referencia la fecha original. Es decir, si, por ejemplo, a mí me ha caducado la ITV el 31 de marzo de 2020 y me dan seis meses de prórroga para pasarla y la paso el 12 de agosto de 2020, la fecha en la que tendré que pasarla de nuevo no es la del 12 de agosto de 2021 sino la del 31 de marzo de 2021, en el caso de tratarse de un vehículo con inspecciones periódicas anuales.

Te interesa: trucos prácticos para pasar la ITV

Es decir, en el ejemplo citado estaríamos perdiendo 5 meses de vigencia tras superar una ITV cuya vigencia debería ser de 12 meses.

¿Por qué se ha dado esta orden que parece tan absurda de conservar la fecha original como referencia para la siguiente ITV?, la respuesta es bastante lógica y lo que busca es que el año siguiente no vuelvan a acumularse millones de ITV en las mismas fechas y que en los meses de marzo, abril y mayo de 2021 no hubiese ningún vehículo que tuviese que pasarla. Es decir, lo que pretende es «repartir» en el calendario de 2021 las iTV y que no vuelva a copiarse el patrón de 2020.

Algunos vehículos podrían tener que pasar 2 ITV el mismo día

AEA denuncia que esta medida es absurda y que genera un perjuicio económico, especialmente a los profesionales y vehículos industriales, cuyas ITV tienen una vigencia de 6 meses en muchos casos. Si, por ejemplo, un vehículo no ha podido pasar la ITV oportuna en su día y con la prórroga de 6 meses le dan cita para el último día de ese plazo de prórroga, resulta que el mismo día que pase la ITV aplazada le caducará y tendrá que volver a pasar una ITV a continuación.

El ejemplo es un caso extremo, pero se puede dar y, aunque no sea frecuente, sí son muchos los vehículos industriales que están superando inspecciones técnicas que apenas tendrán una vigencia de 2 meses. En el caso de los vehículos de particulares, tampoco parece lógico que una ITV tenga que tener una vigencia de menos de 12 meses, que es lo que marca la ley.

Según los datos de AEA, esta injusticia afecta a unos 5 millones de vehículos y supone un gasto extra de 200 millones de euros, aunque esta cifra es algo cuestionable, ya que habrían tenido que pasar una inspección en cualquier caso que no se pasó por el confinamiento. Es decir, de no haber habido confinamiento habría gastado el dinero de la inspección en marzo, por ejemplo, en lugar de en septiembre, pero habría tenido que pasarla y pagarla igualmente.

AEA recuerda que, hasta ahora, la normativa que regula en España la inspección técnica de vehículos, esto es el Real Decreto 920/2017, de 23 de octubre, establece que el plazo de validez de las inspecciones técnicas periódicas se obtendría adicionando a la fecha en la que el resultado de la inspección hubiera sido favorable la frecuencia que corresponda a la antigüedad y al tipo de vehículo y sólo en el caso de pasar la inspección en los treinta días anteriores su vencimiento se tendría en cuenta dicho plazo. Es decir, que la fecha a tener en cuenta para fijar el plazo de la nueva inspección es la fecha en que se realiza realmente la inspección. (Ver cuadro)

Sin embargo – según AEA– , los cambios efectuados por Sanidad no contribuyen en nada a mejorar el medio ambiente ni la seguridad vial y sólo obedecen a razones económicas con la finalidad de garantizar el cobro de unas tasas dejadas de percibir durante el tiempo que las ITV permanecieron cerradas.

Comparte este artículo:

Comentarios

* He leído la Política de privacidad

Síguenos en las redes

Aquí está tu coche