¿Revisa los neumáticos?

A la pregunta «¿cree usted que sus neumáticos están en buen estado para circular sin peligro?», la mayoría de los conductores contestan con un «sí» rotundo. El problema es que esta respuesta no tiene nada que ver con la realidad y el error puede traer como consecuencia un peligroso accidente de tráfico.

A la pregunta «¿cree usted que sus neumáticos están en buen estado para circular sin peligro?», la mayoría de los conductores contestan con un «sí» rotundo. El problema es que esta respuesta no tiene nada que ver con la realidad y el error puede traer como consecuencia un peligroso accidente de tráfico.




A la pregunta «¿cree usted que sus neumáticos están en buen estado para circular sin peligro?», la mayoría de los conductores contestan con un «sí» rotundo. El problema es que esta respuesta no tiene nada que ver con la realidad y el error puede traer como consecuencia un peligroso accidente de tráfico.


Si alguien sabe del importante papel que juegan los neumáticos en la seguridad activa de un vehículo son, sin duda, los pilotos profesionales. Por eso Bridgestone no podía haber elegido mejor «maestro de ceremonias » que Pedro Martínez de la Rosa. El piloto español «apadrinó» la presentación de los resultados de la campaña «Antes de conducir, piensa», puesta en marcha hace tres años por Bridgestone como parte de su lucha por reducir la siniestralidad vial.

Pedro recordó que los accidentes más graves los ha vivido en carretera y no en un circuito. Y que el estado de los neumáticos es tan importante que, en su opinión, la Administración debería tomar medidas. «De la misma manera que pide los papeles del seguro, la policía debería estar preparada para hacer controles del estado de los neumáticos y multar a quien no los lleve bien», sugirió.

A lo largo de 2006, Bridgestone Hispania recorrió algo más de 10.000 kilómetros realizando inspecciones gratuitas de seguridad. En total, se revisaron 8.134 vehículos, o lo que es lo mismo, más de 32.000 neumáticos. Todo para concluir que el 93,6 por ciento de los conductores entrevistados considera que revisa «periódica y adecuadamente» el estado de sus neumáticos, pero dicha percepción «no es real». Además, el 34,3 por ciento de los vehículos revisados circulaban al límite de la legalidad, es decir, en el «umbral de riesgo»; mientras que el 12,2 por ciento se encontraba en situación de «máximo riesgo», siendo aconsejable su «inmovilización y revisión inmediata». Los expertos aconsejan cambiar los neumáticos cuando la banda de rodadura –el dibujo– es inferior a 1,6 milímetros.

Del total de vehículos inspeccionados, un 10,2 por ciento tenía una profundidad de dibujo inferior, lo que supone un claro riesgo ya que, según los responsables del estudio, «anticipa el aquaplanning y requiere al menos un 32 por ciento más de distancia para frenar». Para llegar a estas conclusiones, el «Road-Show» de Bridgestone recorrió un total de 26 ciudades españolas. De todas ellas, Gijón, Madrid y Bilbao pueden «presumir» de ser las tres localidades en las que sus vehículos circulan en mejores condiciones, tanto por la presión como por la profundidad de la banda de rodadura. Mientras que en el extremo opuesto se encuentran Orense, La Coruña y Las Palmas.

Fuera de nuestras fronteras –el estudio se ha llevado a cabo también en 18 países europeos–, los resultados son mucho más alarmantes. Tan sólo el 6,5 por ciento de los vehículos inspeccionados circulaba con un nivel de presión correcto, el 54 por ciento lo hacía con una presión inferior a la indicada por el fabricante en los cuatro neumáticos y el 39 por ciento llevaba al menos uno de los neumáticos con la presión «significativamente baja»; es decir, menos de 1,8 bares.

FALTA INFORMACIÓN
Junto a las revisiones gratuitas y aprovechando el trayecto del «Road-Show», Bridgestone y la empresa TNS han realizado una encuesta para conocer «el nivel de sensibilización y los hábitos de los conductores españoles en materia de seguridad vial». Las respuestas obtenidas muestran que los neumáticos ocupan el cuarto lugar en importancia en materia de seguridad, por detrás del cinturón de seguridad, los frenos con ABS y los airbag.

Además, son los conductores de menos de 34 años los que menos atención prestan al estado de las cubiertas, pues no lo consideran importante para su seguridad. Nueve de cada diez encuestados cree que revisa de forma periódica y adecuada el estado de los neumáticos, lo que pone de manifiesto una evidente falta de información. Consecuencia lógica si se tiene en cuenta que tan sólo uno de cada tres va al taller para su mantenimiento. Es de suponer entonces que tampoco saben que el mal estado de las neumáticos dispara el consumo de combustible y las emisiones tóxicas. Dos razones más para mantener las «gomas » en perfecto estado.

Comparte este artículo

Suscríbete a nuestra newsletter

Recibirás en tu email las últimas noticias, novedades y pruebas del mundo del motor

Comenta este artículo

* He leído la Política de privacidad

Ir arriba