*

Prueba: Porsche Panamera S E-Hybrid36

Prueba: Porsche Panamera S E-Hybrid

28 mayo, 2014, modificada el 29 mayo, 2014 por

Conducir un Porsche con el silencio más absoluto se hace raro, pero basta acostumbrarse a lo que uno tiene entre manos para disfrutar de las virtudes, que no son pocas, de un modelo como este Panamera S E-Hybrid.

Nuestra valoración: 8,5 Sobresaliente

9

9

9

8

8

8

Destacable

  • Circular sin gasto de combustible.
  • Prestaciones.
  • Calidad general.

Mejorable

  • Peso.
  • Opciones caras.

La tecnología híbrida sigue su evolución y, tras los primeros coches con un motor de gasolina y otro eléctrico impulsado con unas baterías de níquel-cadmio que se recargaban con las propias frenadas del vehículo, ahora llegan los híbridos con baterías de ión-litio. Éstas ofrecen mayor capacidad, más prestaciones, una recarga más rápida y se pueden conectar también a la red eléctrica, además de permitir recorrer un mayor número de kilómetros sin gastar gasolina.

El Panamera S E-Hybrid es la demostración de que esta tecnología ya está madura para llegar a coches más populares. Y más si se reduce el precio, se aumenta la autonomía y se recorta el tiempo de recarga, como sucede en este caso.

Esta versión híbrida es casi perfecta, ya que une el ahorro de un diésel con la potencia de los Panamera más deportivos y con una altísima calidad. De este modo, con el híbrido enchufable podemos ahorrar mucho si hacemos trayectos cortos. En caso contrario, la opción lógica es el Panamera diésel, que cuesta unos 30.000 euros menos. Y si lo que queremos son prestaciones, los Panamera GTS son muy
tentadores.

36
Pocos detalles diferencian a esta versión híbrida.

Para diferenciar el Porsche Panamera S E-Hybrid del resto de versiones del modelo hay que prestar atención a los pequeños detalles en color verde flúor que lo delatan. Estos son las enormes pinzas de freno, el logotipo Panamera S de la parte trasera y la inscripción e-hybrid en el lateral.

Las otras modificaciones tienen lugar en el interior, donde el velocímetro habitual ha sido sustituido por un indicador similar al de otros modelos híbridos, que nos muestra la potencia usada. El reloj situado a la derecha del cuentarrevoluciones refleja el uso de cada motor (eléctrico y gasolina) en cada momento, mientras que junto a la información sobre la temperatura del aceite encontramos también la de la carga de la batería.

3 Comentarios

Pablo 28 mayo, 2014

Esas luces diurnas puestas en plan “pegote´´ me recuerdan al nuevo c3 o a la dupla partner/berlingo

Julio F. 29 mayo, 2014

Gran prueba y gran coche. La verdad es que tiene todo lo necesario para satisfacer las aspiraciones de cualquiera….menos por el precio. Obviedad lo de las opciones cara.

Rubén Fidalgo 30 mayo, 2014

Ya lo decía Groucho Marx: “El dinero no da la felicidad. Hay otras cosas, pero son tan caras…”

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com