*

Prueba Opel Corsa OPC pack Performance 201545

Prueba Opel Corsa OPC pack Performance 2015

4 febrero, 2016, modificada el 8 febrero, 2016 por

El Opel Corsa OPC 2015 ofrece unas excelentes prestaciones gracias a su formidable 1.6 turbo de 209 CV. Sus prestaciones y su equipamiento son de primer nivel, aunque, con el pack Performance, las llantas de 18 pulgadas hacen que sus reacciones sean más bruscas e incómodas frente a sus rivales.

Nuestra valoración: 7,0 Bastante bueno

6

9

7

7

7

6

Destacable

  • Prestaciones.
  • Ergonomía de asientos.
  • Equipamiento.

Mejorable

  • Acceso a plazas traseras.
  • Intellilink lento.
  • Movimientos parásitos de la dirección.

Opel ha sido de las pocas marcas que no ha aparcado al fondo del garaje sus modelos pequeños de altas prestaciones durante los años de vacas flacas para este tipo de vehículos. Hace tres años,  cuando probamos el Opel Corsa OPC Nürburgring, estaba prácticamente solo en el mercado; ahora hay casi media docena de rivales. Tal vez el fabricante que más se asemeje por planteamiento sea Peugeot, que, al igual que Opel con el Corsa OPC y el OPC Performance Pack, cuenta con dos versiones del GTi.

En esta ocasión sometemos a examen al heredero del Nürburgring, el Opel Corsa OPC Pack Performance, que va un paso más allá en cuanto a deportividad (su equivalente sería el 208 GTi by Peugeot Sport, con idéntico planteamiento técnico que el GTi 30th aniversary). Frente al OPC normal monta unas llantas de 18 pulgadas (necesarias para dar cabida a los enormes discos de 330 mm con pinzas de 4 pistones firmadas por Brembo), un diferencial delantero de deslizamiento limitado fabricado por Drexler y unas suspensiones similares a las puestas a punto por Bilstein para el Nürburgring. El resultado no es malo en absoluto, pero, si en su día no había rivales, ahora tiene dos enemigos bien armados que lo ponen contra las cuerdas, aunque con sus 210 CV se sitúa en lo más alto de los GTi pequeños.

El protagonista de la prueba de hoy saca buen partido de las importantes mejoras introducidas en la nueva generación del Opel Corsa, con un interior mucho más elaborado (aunque con detalles mejorables como veremos más adelante) un bastidor más maduro y un motor 1.6 turbo que es una auténtica delicia.

Prueba Opel Corsa OPC 2015, Baiona, Rubén Fidalgo45
El Opel Corsa OPC es más discreto en esta nueva generación.

Con la llegada del nuevo Opel Corsa hace un año, la marca alemana quiso dotar de un mayor refinamiento a su modelo utilitario. Esta premisa se ha mantenido en su versión deportiva OPC, que resulta más discreta que la precedente, sin sus parachoques llenos de branquias, los pilotos traseros ahumados… Esto no quiere decir que sea aburrido, en absoluto. Sus paragolpes más bajos, las taloneras, el enorme spoiler sobre el portón trasero  y las llantas de 18 pulgadas hacen imposible pasar inadvertido con este Corsa.

En el frontal se ha incluido una mayor entrada de aire para la mecánica y los frenos y desaparecen los antiniebla del faldón para aumentar esa sensación de potencia, lo mismo que la falsa abertura que hay sobre el paragolpes.

La vista trasera está protagonizada por las dos enormes salidas de escape (similares a las del Nürburgring). Para mi gusto es la parte menos agraciada del Corsa. La anchura de los  neumáticos, las salidas de escape lejos de los extremos y la altura del alerón hacen que parezca un coche estrecho y alto.

Las puertas son enormes para dejar un buen acceso a las plazas traseras. Su tamaño hace que sean bastante pesadas y que debamos tener cuidado al aparcar en una cuesta arriba. En estas situaciones, el retenedor que debería mantener la puerta abierta no tiene fuerza suficiente para contener su peso y es probable que ésta se cierre justo cuando tenemos la canilla en la posición perfecta para cizallara contra el faldón.

Los acabados son buenos y el Corsa transmite sensación de coche bien armado y claramente más elaborado que el de la generación anterior.

Puedes ver todos los detalles de este Opel Corsa en la galería fotográfica.

Rubén Fidalgo

Vinculado con el mundo del automóvil desde la infancia, ha trabajado como restaurador de coches clásicos, gerente de concesionario oficial, responsable de posventa en servicio multimarca y monitor en escuela de perfeccionamiento de técnicas de conducción. Lo sabe todo en esto del motor... y sigue aprendiendo cada día.

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Te puede interesar...