*

Prueba: Citroën C4 PureTech 130 S&S EAT6 Exclusive

22 Diciembre, 2015, modificada el 23 Diciembre, 2015 por

Después de casi 5 años, llega la actualización del Citroën C4 PureTech 130 S&S EAT6 Exclusive. Analizamos todas sus novedades. entre ellas el motor 1.2, el cambio automático y un sorprendente equipo de sonido. ¿Será suficiente para repetir pódium en la lista de los más vendidos?.

Nuestra valoración: 6,5 Bastante bueno

7

8

7

6

7

4

Destacable

  • Motor
  • Equipo de sonido
  • Calidad del techo panorámico

Mejorable

  • Altura en plazas traseras
  • Altura de los pedales
  • Ausencia cámara trasera

El segmento al que pertenece el nuevo C4, compactos, es el que mayor porcentaje de ventas proporciona a las marcas, y por mucha diferencia.

Los responsables de Citroën tienen una gran dedicación e interés para que el producto funcione y capte mayor número de clientes durante toda la vida del modelo: quedarse por detrás o pasados de moda supondría un fracaso para la marca.

Una forma de alargar la vida del C4 y mantenerlo joven hasta que se lance la nueva generación, quizá se presente en el próximo Salón Internacional de París en octubre del 2016, es lanzar un “restyling” y ante eso esetamos. Después de 4 años desde su última renovación, Citroën actualiza su modelo más rentable en nuestro mercado. Estéticamente las novedades se encuentran mayoritariamente en los grupos ópticos, tanto delanteros como traseros.

En cuanto a su mecánica, este C4 ofrece el motor 1.2 PureTech del grupo PSA, ya conocido en modelos más pequeños de Peugeot y Citroën en los que ofrece 82 CV, pero, gracias a la incorporación de un turbocompresor, accede a modelos más exigentes del grupo con dos potencias, 110 CV o 130 CV; en este caso, el bloque del Citroën C4 es el de mayor potencia.

Se trat de un motor de 1,2 l que, pese a ser tricilíndrico, es todo un ejemplo de suavidad y progresión. Desde bajas revoluciones empuja sin parar hasta que, a 5.500 rpm, consigue su mayor cifra de potencia, la anunciada 130 CV. Todo ello dentro de unos niveles de rumorosidad más que aceptables, se nota el esfuerzo y el trabajo realizado para rebajar la rumorosidad interna.

Al eficaz bloque de Citroën se le une un cambio automático por convertidor de par de 6 velocidades que aumenta más aún, si cabe, la suavidad y confort que ofrece el motor.

Con un renovado interior y un equipamiento de lo más completo, que incluye masaje en los asientos delanteros y techo panorámico, el renovado Citroën C4 PureTech 130 S&S EAT6 quiere mantener el liderazgo en ventas, aunque sus competidores no se lo pondrán fácil.

El Citroën C4 PureTech 130 S&S EAT6 Shine tiene un precio de salida desde los 22.870 euros, pudiendo acercarse a los 30.000 euros si lo equipamos con todo, más o menos como el que probamos, y eso sin contar con las suculentas ofertas y descuentos que por campañas ofrecen las marcas. No es barato, pero en la relación calidad / prestaciones / equipamiento / precio, considero que el producto merece la pena.

C4-frontal-lateral42
El techo panorámico le aporta mucha luz al habitáculo

Podemos llegar a decir que el nuevo C4 es una pequeña actualización del modelo anterior. Los cambios estéticos realizados se pueden enumerar fácilmente, por lo que el nuevo C4 consigue dos objetivos: estar al día, recordemos que se puso a la venta en el 2010, y no dejar obsoleto al modelo que reemplaza.

Los faros principales han sido renovados interiormente, tienen la misma forma y medida, pero la diferenciación de las dos parábolas, la de la luz de carretera y la de cruce, quedan más marcadas, lo que le otorga una gran personalidad y mayor deportividad. Y donde anteriormente se alojaba la luz del intermitente ahora se encuentran las nuevas luces diurnas LED.

Los faros antiniebla se mantienen igual, poseen la función “corner” y se iluminan cuando giramos el volante, normalmente para tomar una curva y poder ver mejor la trayectoria tomada por el conductor.

Se han aumentado los elementos decorativos cromados, tanto en la zona de los faros antiniebla como en el marco de calandra inferior, de manera que ofrece una imagen más elegante y atractiva.

Lateralmente no encontramos ninguna diferencia significativa. Ahora las manillas de apertura son más distinguidas, incluyen acceso al vehículo inteligente y están pintadas en negro brillante con una línea cromada.

En la parte trasera del C4, volvemos a comprobar el nuevo diseño de los grupos ópticos, mucho más atractivos y modernos, ya que incluyen efectos 3D. Tienen exactamente las mismas medidas, lo que significa que no han modificado la carrocería, pero cambian la ubicación de las luces que lo integran y siguen la tendencia de Citroën en sus modelos.

Te puede interesar...

Sergio Gómez

Sergio Gómez

Sintiendo atracción por todo tipo de automóviles y en especial por las competiciones automovilísticas desde temprana edad, ha realizado numerosos cursos de conducción tanto en vehículos de 2 como de 4 ruedas. Ha sabido relacionar sus conocimientos y estudios musicales con la acústica automovilística y ha desarrollado un especial interés por el neuromarketing auditivo y el paisaje sonoro automovilístico tanto interior como exterior. Tras muchos años de experiencia de mercado y al volante de muchos modelos, actualmente sigue formándose en diferentes tipos de conducción y evalúa, entre otras cosas, la calidad sonora del automóvil.

2 Comentarios

j.a 22 Diciembre, 2015

una gran chapuza el no incluir una aguja que mida la temperatura del motor……..ya que se ha hecho un restyling deberían haberlo modificado en este aspecto…pues eso en mi modesta opinión una ” chapuza”

Rubén Fidalgo 23 Diciembre, 2015

Hola j.a., por desgracia es una práctica cada vez más frecuente no incluir un termómetro del motor en la instrumentación. UN saludo y gracias por tu comentario.

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com