*

Presentación y prueba de la gama SUV de Mercedes Benz33

Presentación y prueba de la gama SUV de Mercedes Benz

25 noviembre, 2015, modificada el 1 diciembre, 2015 por

No cabe duda de que 2015 será recordado como “el año G” para Mercedes. En estos últimos 12 meses ha renovado por completo su gama SUV y la ha reorganizado y renombrado. Hemos podido probar toda su gama, desde el GLA hasta el Clase G, a excepción del GLS que llegará en primavera.

Nuestra valoración: 7,0 Bastante bueno

8

7

7

7

6

7

Destacable

  • Diseño muy mejorado (GLC)
  • Gama Completa (GLE)
  • Atemporal (G)

Mejorable

  • Gama reducida (GLE Coupé)
  • Imagen algo anticuada (GLE)
  • Espacio plazas traseras (GLA)

Mercedes está reorganizando su gama, o más bien sus nomenclaturas, a la vez que va mejorando sus productos. El año 2015 ha supuesto toda una revolución para su segmento de modelos SUV, con la llegada de nuevos miembros como el GLA o el GLE Coupé (inexistentes hasta ahora) y a los que se sumará un nuevo SUV Coupé, del que han dado fechas (el año próximo) pero no más detalles, aunque es muy probable que puesto que el Mercedes GLE Coupé ha sido la respuesta al BMW X6, el futuro modelo de la estrella sea la respuesta al X4, por lo que lo esperable es un GLC Coupé.

Con el reciente lanzamiento en el Salón de Los Ángeles del nuevo Mercedes GLS (que no tuvimos ocasión de probar porque no llegará hasta la primavera, aunque ya se aceptan pedidos), la marca alemana posee una versión todo camino de cada una de sus gamas, y como el precursor de los modelos más aventureros de Mercedes ha sido el icónico clase G, cada crossover se corresponde con su equivalente en berlina por la última letra de su nombre. Así podríamos decír que el Mercedes GLA es el SUV del Clase A, el GLC el del Clase C (y sustituye al GLK) y así sucesivamente.

Además de los nombres de sus modelos, Mercedes también va a racionalizar “sus apellidos”. La verdad es que la compañía tiene una gama tan completa que ya empezaban a ser un verdadero galimatías, con nomenclaturas más largas que las de algunos compuestos químicos. A partir de ahora, los modelos diésel simplemente se designarán con una “d”, los eléctricos e híbridos enchufables con una “e”, los híbridos no enchufables con una “h”, los de gas natural comprimido con una “c”… sencillo y breve.

Para ponernos al día de todos estos cambios, Mercedes nos ha invitado a tener una breve toma de contacto con todos sus modelos SUV (a excepción del GLS y del misterioso futuro miembro) de su gama: GLA, GLC, GLE, GLE Coupé y el incombustible precursor de la saga, el Mercedes Clase G. Con todos estos representantes, Mercedes posee una oferta de modelos en la que es casi imposible no encontrar el modelo ideal para nuestras necesidades.

Personalmente, el modelo que más me ha llamado la atención en esta presentación es el Mercedes GLC, me parece el más novedoso y el que supone una verdadera revolución respecto a su predecesor, el GLK.

Mercedes GLC, Rubén Fidalgo33
El Mercedes GLC es todo un acierto estético.

De todos los modelos presentes en esta reunión, el que más me llamó la atención ha sido, sin duda, el nuevo Mercedes GLC. El GLE no deja de ser un ligero lavado de cara del anterior ML, el GLE Coupé es algo diferente y el GLA ya es un viejo conocido, pero el GLC supone un avance impresionante respecto a su predecesor, el GLK. Cierto que en esto de los gustos hay de todos los colores. Habrá quienes encuentren más impersonal al nuevo modelo que las marcadas aristas del predecesor, pero son una minoría. Mercedes ha puesto tanto empeño en este nuevo modelo que esperan multiplicar por cuatro las ventas respecto a las del GLK. De este modo, el GLC se convierte en uno de los pilares económicos para la marca alemana, y la verdad es que atributos tiene para serlo.

Su carrocería tiene unas proporciones correctas y disimula bien sus dimensiones. Es elegante, tiene empaque y sus acabados son buenos. Crece en dimensiones frente al GLK (también el Clase C 2015 es notablemente mayor y más espacioso que el precedente), pero no lo parece hasta que aprecias su mayor habitáculo y maletero. Es un coche que gana al verlo en directo y que va directo a la línea de flotación de rivales como el BMW X3, Lexus NX, Audi Q5 (al que ya se le notan los años…), etc.

El GLE Coupé también es un producto interesante por su novedad. Me parece mejor resuelto que el BMW X6, especialmente en el apartado que veremos más adelante. Resulta proporcionado y, pese a que su enfoque es bastante “Sport”, no cae en estridencias.

El Clase G es todo lo contrario al resto de modelos SUV de Mercedes, de líneas aerodinámicas y matices futuristas. O se odia o se adora, no hay término medio. Su diseño supera las cuatro décadas pero sigue siendo atractivo para muchos, entre los que me incluyo. Ahora que Land Rover anuncia el fin de la producción del Defender, se convierte en el coche que más años lleva en producción con prácticamente las mismas formas (del Porsche 901 al 991 hay un universo, aunque se sigan llamando 911, al igual que en el Toyota Land Cruiser).

Rubén Fidalgo

Vinculado con el mundo del automóvil desde la infancia, ha trabajado como restaurador de coches clásicos, gerente de concesionario oficial, responsable de posventa en servicio multimarca y monitor en escuela de perfeccionamiento de técnicas de conducción. Lo sabe todo en esto del motor... y sigue aprendiendo cada día.

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com

Te puede interesar...