*

El Peugeot 508 SW BlueHDi 150 CV Allure 2015 a prueba49

El Peugeot 508 SW BlueHDi 150 CV Allure 2015 a prueba

2 Febrero, 2015, modificada el 3 Febrero, 2015 por

Aunque los cambios realizados en el Peugeot 508 para su puesta al día son ligeros, lo cierto es que resultan acertados y hacen que esta berlina sea aún mejor. En esta ocasión probamos la carrocería familiar, en mi opinión la más recomendable por su versatilidad y también por estética.

Nuestra valoración: 7,2 Notable

7

7

7

8

7

7

Destacable

  • Excelente autonomía.
  • Confort de marcha.
  • Amplitud interior.

Mejorable

  • Distribución aleatoria de los mandos.
  • Visibilidad.
  • Sin suspensión hidroneumática.

Tras la toma de contacto con el restyling del Peugeot 508 llega el momento de sentarnos a los mandos de una de las nuevas motorizaciones con el sistema AddBlue del grupo PSA que reduce las emisiones de gases tipo NOx hasta en un 90%, el Peugeot 508 SW 2.0 BlueHDi en acabado Allure.

Personalmente me parece mucho más seductora la carrocería familiar que la de la berlina, más estilizada, proporcionada e incluso deportiva, sobre todo con los detalles introducidos tras el lavado de cara.

Esta motorización tiene un excelente compromiso entre prestaciones y consumos y me parece la opción más recomendable, con potencia suficiente para mantener buenos cruceros aunque saquemos partido de la enorme capacidad de carga.

La plataforma del 508 es la misma que la del Citroën C5, que ya me dejó muy buen sabor de boca en su día, lo cual es toda una garantía de confort de rodadura y seguridad en los viajes. Es una lástima que Peugeot reniegue de la suspensión hidroneumática de su compañera dentro del grupo PSA, porque poder contar con una suspensión con control de altura es un enorme punto a favor en un coche de estas características, capaz de ir cargado hasta los topes o a la hora de tirar de un remolque.

Respecto a sus rivales alemanes y japoneses, el 508 no tiene nada que envidiar en cuanto a cualidades dinámicas y calidad, aunque sí en lo que respecta a ergonomía, más por la disposición de los mandos que por la postura de conducción.

Prueba Peugeot 508 SW BlueHDi 150 CV Allure 2014, La Coruña, Rubén Fidalgo49
La mayor parte de los cambios estéticos de concentran en el frontal.

Aunque son sutiles, los cambios realizados en este Peugeot con el cambio de año le sientan francamente bien, especialmente en la vista frontal, que es la que más variaciones aglutina y que otorga al 508 un aspecto más poderoso y moderno, algo en lo que tiene un protagonismo decisivo el nuevo sistema de iluminación full LED, que además proporciona muy buena luz en los viajes nocturnos.

Además de los nuevos faros, cambia la forma de la parrilla, con el famoso apellido francés más evidente y un faldón en el que se aloja la nueva firma de las luces diurnas (también LED) y los intermitentes.

La vista lateral apenas recibe cambios, lo mismo que la trasera, en la que apenas cambian los pilotos LED.

En mi opinión, esta carrocería familiar tiene una imagen muy atractiva, combinando la practicidad y la deportividad de forma magistral gracias a la alta línea de cintura y la caída del techo, que hacen que esta “ranchera” parezca más larga de lo que realmente es.

Las puertas son muy amplias, es una lástima que no abran en un ángulo un poco mayor para facilitar aún más el acceso al confortable interior del 508 SW.

En definitiva, reconozco que el Peugeot 508 es un vehículo que me resulta algo anodino, sin embargo, sí encuentro atractivo el modelo familiar de esta prueba y, una vez más, prefiero claramente el diseño del modelo SW al de la berlina.

Te puede interesar...

Rubén Fidalgo

Rubén Fidalgo

Vinculado con el mundo del automóvil desde la infancia, ha trabajado como restaurador de coches clásicos, gerente de concesionario oficial, responsable de posventa en servicio multimarca y monitor en escuela de perfeccionamiento de técnicas de conducción. Lo sabe todo en esto del motor... y sigue aprendiendo cada día.

17 Comentarios

Alvaro 2 Febrero, 2015

Hace un par de años tuve una avería en el DSG de mi coche de empresa y estuve dos semanas con coches de alquiler. La primera semana estuve con un E220 CDI Avantagarde. La segunda, con un 508 HDI Business. Y me dejó mejor sabor de boca el Peugeot. Los asientos y la suspensión eran más cómodos (quizás influyó que el Mercedes era acabado Anatgarde, pseudo-deportivo, en vez de Classic o Elegance, más burgueses). Y para distribución aleatoria de mandos, la del alemán, con las dos palancas del volante a la izquierda, y en la derecha la palanca de cambios… como el Seat 1500 que llevaba Paco Martínez Soria en “Don erre que erre”.

Como crítica al francés, en la empresa tenemos dos y aunque los materiales y la mecánica han envejecido bastante bien, la electrónica empieza a dar fallos conforme se acercan a los cuatro años. Espero que con este restyling lo hayan solucionado.

Rubén Fidalgo 2 Febrero, 2015

Hola Álvaro, la verdad es que lo del mando del Cruise del Mercedes por el lado izquierdo junto con el del limpiaparabrisas y el de los intermitentes tiene delito…
En cuanto al confort de marcha, como digo en la prueba, el 508 está a muy buen nivel. El Mercedes es una lástima que el motor 220 sea tan bueno en consumos como “cantarín”:
¿Qué tipo de fallos electrónicos dan vuestros 508? Muchas gracias por tus comentarios.

Vatanen 2 Febrero, 2015

Pues a mí me parece un acierto que no usen la hidroneumática de Citroën, una suspensión condenada al fracaso y a la desaparición, no la usará ni el nuevo C5 si es que hay ni la marca DS y menos cuando se separe de Citroen. Nadie la quiere excepto 4 nostálgicos, una pena pero es así.

Rubén Fidalgo 2 Febrero, 2015

Hola Vatanen, contigo en que es una pena que desaparezca, porque es una suspensión excepcional y con muchas ventajas, especialmente en coches familiares, pero es cara y el desconocimiento la ha condenado… pese a que su funcionamiento es mucho mejor que el de las suspensiones neumáticas empleadas en marcas de lujo. Un saludo y gracias por tu aportación.

jcl 2 Febrero, 2015

hola ruben, primeramente felicitarte por la prueba y darle mi enhorabuena al fotógrafo por sus buenas fotografías y que se fija en detalles ( el deposito de addblue por ejemplo)……personalmente discrepo en su estética ya que me gusta mucho mas la berlina de 4 puertas que este familiar…pero para gustos los colores…

Eres el primero que leo que dice algo sobre los novedosas luces full-led de este modelo…al menos descubrimos que son buenos .

este 508 me parece con una estética mas elegante que digamos ” deportiva” cosa que el mondeo en mi modesta opinión lo invierte en parte.Un saludo y espero vuestra próxima prueba.

Pablo 2 Febrero, 2015

Hola, en mi opinión citroen debe leer alguna que otra prueba, y sobre esa base mejorar su producto. Me parece muy bestia que BMW fue capaz de vender el serie 7 con una McPherson y nadie dijo nada, y que citroen/peugeot monte un paralelogramo deformable con pivote desacoplado y nadie se de cuenta. Siguiendo con esto, ¿este 508 no sustituye el mencionado esquema por un McPherson? Si no se trata de una plataforma modular..¿cómo se modifica tan fácil el eje delantero?. Por otra parte recuerdo de una prueba anterior que el 508 montaba 5 ruedas idénticas, por lo que sospecho que ahora es de galleta por culpa del depósito de addblue, ¿es eso cierto?. Un saludo.

Rubén Fidalgo 2 Febrero, 2015

Hola jcl, muchas gracias por tus palabras, además, en mi caso las fotos suelen ser también mías (salvo en las presentaciones, que apenas tenemos tiempo para las fotos y a veces tengo que \”tirar de archivo\”).
Los faros LED dan una excelente luz en este modelo. Ahora en invierno los días son cortos y gran parte de los 2.000 km de pruebas me toca \”hacerlos a oscuras\” así que puedo asegurar que sí, que merecen la pena.
Sobre la estética, como dices, cuestión de gustos, reconozco que soy bastante apasionado de las carrocerías familiares y se me \”va el ojo\” ;-).
Estoy deseando tener en mis manos el nuevo Mondeo, tiene una pinta estupenda y mi compañero Jorge Morillo habla muy bien sobre él http://www.autocasion.com/actualidad/pruebas/171672/ford-mondeo-sw-2015-la-prueba/

jcl 3 Febrero, 2015

pues si, asi es, soy gran aficionado a comprar ( cuando me interesan sus pruebas) revistas del sector de diferentes ” madres” y la verdad que coinciden todas que el mondeo es muy bueno en todo, siendo un rival que está a su altura o mas, del l idolatrizado vw passat….. a ver si tengo suerte y pruebas el de 150 cv diesel con el cambio powershift para tener una referencia comparativa con el dsg del passat…..un saludo.

Alvaro 3 Febrero, 2015

Hola Rubén, los fallos electrónicos que ha dado este modelo en mi empresa han sido “falsas alarmas”: dice que el maletero está abierto y no lo está, que hay una bombilla fundida y ésta luce correctamente, el navegador tiene mucha personalidad (funciona cuando le da la gana), etc. Los fallos eléctricos son casi una constante en Peugeot desde que salió el 206 y que se multiplicaron con el 307 y su tristemente famoso multiplexado. Por eso digo que espero que Peugeot vaya solucionando este tema.

Alvaro 3 Febrero, 2015

Respecto a los comentarios sobre las suspensiones, Peugeot tiene fama merecida de currarse más este asunto, tanto a nivel de geometría como de amortiguadores. No obstante, aún estoy esperando a montarme en un coche más cómodo que el C5.

Rubén Fidalgo 4 Febrero, 2015

Hola Pablo, perdona la demora en responderte, acabo de ver el comentario. La suspensión delantera va montada en un subchasis con la cuna del motor, por lo que es relativamente fácil montar una McPherson con trapecio inferior o una con falso paralelogramo de forma indistinta, siempre que el trapecio superior entre en el vano del paso de rueda. Respecto a lo de la rueda de repuesto, no estoy seguro de si es por causa del depósito de addblu, lo voy a consultar y te lo confirmo. Un saludo y gracias por tus inteligentes cuestiones.

Rubén Fidalgo 4 Febrero, 2015

Hola jcl, ya veremos cuál toca examinar 😉 un saludo.

Rubén Fidalgo 4 Febrero, 2015

Hola Álvaro, gracias por aclararme cuáles son los “gremlins” de vuestros 508, está bien saber estas cosas. Un fuerte abrazo 😉

Pablo 8 Febrero, 2015

Hola de nuevo, un amigo me pregunta por una berlina “premium´´ en gasolina y pone como tope los 40.000 euros. Cuando se refiere a premium se refiere al “tridente alemán´´ (por poner un ejemplo, un skoda Superb 3.6 no le suena muy bien (con el cochazo que es)). Descartando las tres mencionadas (3, A4 y C) y sin contar a lexus e infiniti, ¿se me escapa alguno?. Gracias de antemano y un saludo.

Rubén Fidalgo 9 Febrero, 2015

Hola Pablo, perdona que no te haya respondido antes. Hay muchos buenos coches con ese margen de precio, pero si descarta los infiniti y lexus, también el Superb (que es un cochazo… tal vez el nuevo Superb le guste) yo incluiría el VW CC que tiene una carrocería con un toque clásico/deportivo muy elegante y un interior acogedor, además es tan bueno como un A4.También Volvo tiene cosas interesantes y el Mazda6. Un saludo!.

Luis 18 Enero, 2016

Alvaro, cuando dices que esperas poder subirte en un coche mas cómodo que un C5 supongo que te refieres a un hidractiva III+, podrás hacerlo si te subes en un Citroen c6 con suspensión pilotada. Prueba y después compara uno y otro. Saludos.

Rubén Fidalgo 19 Enero, 2016

Hola Luis, el C6 es el máximo exponente de la hidroneumática, efectivamente. Un saludo y gracias por tu comentario, un coche incomprendido e infravalorado… una lástima.

Suscríbete a nuestro boletín

Al suscribirse aceptas las condiciones del Aviso legal y la Política de privacidad de Autocasion.com